8 programas de la 4T cuentan con controles débiles: SFP

Ocho programas prioritarios fueron ubicados en el área de control interno gubernamental débil, mismo que puede dar pie a casos de corrupción

Programas Sociales
Especial
-Publicidad-

De acuerdo con la Secretaría de la Función Pública (SFP) ocho programas federales cuentan con controles débiles y riesgos de corrupción; mientras que en otros 11 recomendó establecer reglas de operación, inspecciones internas y registro de beneficiaros.

Proyectos como el Tren Maya, el Plan de Desarrollo del Istmo de Tehuantepec y las universidades Benito Juárez fueron señalados en el “Informe Fiscalización de la Función Pública 2019”, esto tras una revisión a 24 de los 25 programas prioritarios de la “Cuarta Transformación”, mismos que recibieron un presupuesto de 255 mil 358.8 millones de pesos.

Cabe señalar que la SFP registró los programas según su nivel de fortaleza de control interno gubernamental (CIG) y a ochos los ubicó en el sector de los de “CIG débil y en proceso de implementación”, pues sus estructuras orgánicas y sus mecanismo operativos estaban en proceso de definición.

Los ocho programas son: Universidades para el Bienestar “Benito Juárez”, Programa Nacional de Reconstrucción en sus componentes: vivienda, educación, cultura y salud; Precios de Garantía a Productos Alimentarios Básicos; Desarrollo del Istmo de Tehuantepec y Construcción del Tren Maya.

Por su otro lado, los que se ubicaron en el área de oportunidad son: Beca Universal para Estudiantes de Educación Media Superior “Benito Juárez”, Sembrando Vida, Mejoramiento Urbano, Jóvenes Escribiendo el Futuro y Jóvenes Construyendo el Futuro.

Al igual que Crédito Ganadero a la Palabra, Fertilizantes, Producción para el Bienestar, Conservación de Infraestructura de Caminos Rurales y Carreteras Alimentadoras, Cobertura de Internet para todo el país, Atención Médica y Medicamentos Gratuitos para toda la población sin Seguridad Social Laboral.

Sí hay programas con fuerte control interno 

Es importantes remarcar que la SFP sí encontró programas con fuerte control interno, como:

Plan de Extracción de Petróleo y Gas, Fondo para el desarrollo de Zonas de Producción Minera, Microcréditos para el Bienestar y Pensión para el Bienestar de Personas con Discapacidad Permanente. 

Un dato que llama la atención, es que a pesar de las observaciones de programas con CIG débiles o CIG con áreas de oportunidad el informe, antes mencionado, nunca describió los factores por los que consideró “posibles riesgos de corrupción”.

Las irregularidades que hace públicas la SFP en varios programas prioritarios de Andrés Manuel López Obrador, no son nuevos, desde hace tiempo se han señalado, pero poco se ha hecho para transparentarlos.

Con información de Milenio