Subsecretario de Relaciones Exteriores pide impuestos extra a millonarios

¿Qué le molestará tanto a este gobierno de las personas con solvencia económica?

Especial
-Publicidad-

A lo largo de la carrera política del presidente Andrés Manuel López Obrador ha sido constante su discurso de “odio” en contra de la clase alta, por lo que parece que mermó en el pensamiento del subsecretario para América Latina y el Caribe de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), Maximiliano Reyes Zúñiga, quien considera que las personas más acaudaladas del país deben pagar un impuesto extra.

“Hoy quiero lanzar un reto, quiero poner este reto a disposición de todos los legisladores y legisladoras que nos escuchan. Se necesitan recursos y proponemos tres fuentes para obtenerlos: el primero, un impuesto extraordinario al patrimonio de los multimillonarios de la región, todas aquellas personas que han logrado acaudalar más de mil millones de dólares solamente por un año, solamente un impuesto de 3% a esa riqueza lo que nos arrojaría 11 mil 790 millones de dólares en un año”, explicó el funcionario.

-Publicidad-

Esto luego de su participación en el foro virtual titulado “La respuesta de los gobiernos ante la pandemia”, en donde también intervinieron representantes de Brasil, Chile, Colombia, España y México.

Aunque, contrario a lo que ha pregonado Andrés Manuel, la comitiva mexicana también propuso la condonación del pago de intereses de la deuda externa de todos los países de América Latina y el Caribe con el cual recaudarían 109 mil millones de dólares.

Te puede interesar | ¡Insólito! ¿SAT le condonó impuestos a empresa de Epigmenio Ibarra?

Asimismo, Reyes Zúñiga también expuso una iniciativa en donde prácticamente las 247 compañías más grandes de la región, hasta empresas trasnacionales con éxito en el continente, deberán invertir de manera obligatoria hasta el 20 por ciento de sus ganancias, acción con la que esperan generar 5 mil 893 millones de dólares al año, todo para “apoyar” a los sectores más necesitados de cada país, o al menos esa es la intensión.

¿Será esta una nueva manera de recaudar más riquezas o de verdad desean ayudar a los más desprotegidos?