“Antifa”, nuevo grupo terrorista que se vuelca contra Trump

Con un fuerte discurso anticapitalista, sus tácticas han sido relacionadas con las de grupos anarquistas, más que con la izquierda tradiciona

Especial
-Publicidad-

Tan antiguo como los nazis, los miembros de Antifa forman parte de grupos muy diversos en distintos países, aunque aparentemente los más activos se encuentran en Estados Unidos, Reino Unido (bajo el nombre de Anti-Fascist Action) y Alemania (Antifaschistische Aktion).

Asimismo, en Valparaíso, Chile, existe el Colectivo Acción Anti-Fascista Valparaíso. En 2018 apoyaron el paro portuario de la ciudad de Valparaíso , en 2019 y 2020 apoyaron la revuelta del 18 de octubre.

-Publicidad-

El primer movimiento que tomó el nombre de Antifaschistische Aktion comenzó en 1923 en Alemania, como parte del Rotfrontkämpferbund (organización paramilitar del Partido Comunista de Alemania). 

El movimiento consiguió nuevos seguidores tras ser anunciado por el Partido Comunista de Alemania (KPD) en su periódico Rote Fahne en 1932, en respuesta a una pelea entre parlamentarios nazis y comunistas. Tras su disolución forzosa por los nazis en 1933, el movimiento renació durante los años 1980.

En Estados Unidos, los miembros de este movimiento antifascista han declarado oponerse a todas las formas de racismo y sexismo y a las políticas del gobierno de Trump contra la inmigración y los musulmanes.

Aunque el grupo ha sido catalogado por analistas de distintos sectores como una organización de izquierda o de extrema izquierda, sus miembros se han focalizado en luchar contra la ideología de extrema derecha, más que en promover iniciativas que representen a un sector determinado del sistema político.

A diferencia de los movimientos o los partidos de izquierda convencionales, el grupo no busca conseguir cuotas de poder ganando elecciones o influyendo en la aprobación de leyes en el Congreso.

Con un fuerte discurso anticapitalista, sus tácticas han sido relacionadas con las de grupos anarquistas, más que con la izquierda tradicional.

TE PUEDE INTERESAR | Trump corta relación con la OMS por “mal” manejo de crisis sanitaria

En este sentido, Antifa no reniega sobre el uso de la violencia como un método válido para protestar en las calles, incluyendo la destrucción de propiedad privada y, en ocasiones, la violencia física contra sus oponentes.

En el último tiempo han participado en manifestaciones contra el líder de extrema derecha Milo Yiannopoulos, en protestas violentas el día en que Trump llegó a la Casa Blanca y en los incidentes en Charlottesville.

La elección de Donald Trump parece haber impulsado una especie de resurgimiento del movimiento Antifa, que incluso ha desarrollado nexos con algunos grupos anarquistas.

Con información de Clarín