Tras suspensión, Cenace defiende acuerdo de Sener; “fue por la crisis de COVID-19”

Fue Alfonso Morcos Flores, director general del Cenace, quien defendió la polémica decisión de frenar los proyectos de energías renovables

Cenace
Especial
-Publicidad-

Durante una videosesión de trabajo ante el Senado, Alfonso Morcos Flores, director general del Centro Nacional de Control de Energía (Cenace), señaló que la suspensión de los proyectos de energías renovables fue para asegurar la confiabilidad del sistema de transmisión distribución de electricidad durante la pandemia por COVID-19.

“Hay grandes flujos de potencia que si se pierde una línea nos puede meter en fuertes problemas de corte de caja y de atención a la salud de los ciudadanos (…) Es la verdadera y única razón para este protocolo de la suspensión de pruebas preoperativas”, dijo el encargado de el Cenace.

-Publicidad-

Cabe señalar que el organismo emitió un acuerdo para detener el ingreso de nuevas centrales renovables el tiempo que dure la contingencia, acción que derivó en una serie de amparos, donde algunas empresas recibieron suspensiones provisionales por parte de los juzgados.

Asimismo, las compañías y expertos en el sector criticaron dicho convenio, pues a su consideración carecía de de fundamento tanto legal como técnico, y llegaron  a la conclusión de que se estaba usando para frenar el avance de este tipo de energías para dar entrada a más plantas de la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

Por otro lado, el Cenace insistió en justificar la medida señalando el avance que ha tenido en su aportación las energías renovables, situación que ha impactado en los parámetros de frecuencia y potencia que se inyecta a las redes de transmisión. 

“Dado que los grandes excedentes de capacidad entre regiones, y la baja de la demanda que intensifica esos excedentes, no podemos poner en riesgo el suministro de energía que demanda el sistema eléctrico”, agregó Morcos.

Otro que trató de excusar la determinación del gobierno federal, fue Gustavo Villa Carapia, director de operaciones y planeación del Cenace, quien aseguró que “se suspendieron no solo por las características propias de la generación, sino porque sus instalaciones no han sido garantizadas para su conexión al sistema eléctrico”.

Dado que la transmisión se cortó, quedó pendiente que la Cenace explicara todo lo que conlleva la política de confiabilidad que publicó la Secretaría de Energía (Sener), pues a comparación del convenio del 29 abril, éste no es temporal y le da más facultades al Centro para frenar la entrada de nuevas centrales renovables.

Con información de Expansión