Nayeli Martínez, defensora de Derechos Humanos, teme por su vida y exige apoyo de las autoridades

El Mecanismo de Protección le ha negado en tres ocasiones brindarle garantías de seguridad

defensora de Derechos Humanos
Especial

Nayeli Martínez Vázquez, defensora de derechos humanos, teme por su vida y la de su familia por lo que lleva meses exigiendo el apoyo y protección de las autoridades, sin embargo, éstas hacen caso omiso a sus denuncias.

En entrevista telefónica con La Otra Opinión, la activista manifestó que ha recibido un sinfín de amenazas desde hace meses. Platicó que su domicilio y oficina fueron saqueados por completo, incluso, robaron sus computadoras y documentos de las víctimas a las que representa.

Defensora de Derechos Humanos, teme por su vida; recibe amenazas de muerte

De igual forma, recibió amenazas de muerte, obligándola a ella y a sus hijos a salir de su domicilio. Incluso,a su hija  la secuestraron en enero pasado.

De acuerdo a la defensora de Derechos Humanos, esta cadena de agresiones que ha sufrido desde que en 2019, comenzaron desde que decidió postularse como presidenta de la CNDH y presidir la Defensoría Legítima del Pueblo.

Pese a ello, denuncia que se le ha negado ingresar al Mecanismo de Protección de Personas Defensoras de Derechos Humanos.

-Publicidad-

“Me amenazó la entonces secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, para que dejara de impugnar la presidencia de Piedra Ibarra. Así como por mi actividad como defensora. Se me ha negado ingresar al Mecanismo de Protección de Personas Defensoras de Derechos Humanos, a pesar de las amenazas y agresiones en mi contra”, sostuvo.

Te puede interesar | Todo es fiesta en el AIFA, pero en Tijuana asesinaron a defensora de DH

De acuerdo a Martínez Vázquez, el presidente López Obrador ya debería estar enterado de su situación. Ya que en enero pasado le envió una carta, pero hasta la fecha no ha recibido respuesta.

La activista pide que su caso lo antiendan antes de que sea demasiado tarde y forme parte de la lista de asesinados en el gobierno de la 4T, solo por el simple hecho de trabajar.

AIS