Morena va por la despenalización del aborto en todo el país 

Dentro de esta iniciativa, viene la instrucción que cada institución de salud debe garantizar que, de entre su personal haya una persona que esté capacitada para practicar el aborto

-Publicidad-

El pasado miércoles 25 de septiembre, el Congreso de Oaxaca aprobó el decreto en lo general para la despenalización del aborto. Con ello, se convirtió en la segunda entidad en despenalizar la interrupción del embarazo hasta las 12 semanas de gestación.

Esto sin duda generó un gran debate ya que algunas personas apoyaban esta iniciativa al señalar que con ello ayudaría a ponerle un freno a la discriminación y a la violencia en contra de las mujeres; mientras que otras personas lo reprueban al indicar que están a favor de la vida.

-Publicidad-

Sin embargo, ahora Morena busca echar “más fuego a la hoguera” y es que presentará una iniciativa de reformas al Código Penal Federal y la Ley General de Salud para despenalizar la interrupción del embarazo antes de las 12 semanas de gestación en todo el país.

Esta iniciativa será impulsada para que las legislaturas estatales armonicen sus normas conforme a los cambios a nivel federal pues, se informó, tras los foros realizados en 20 entidades, en la llamada gira de la decisión, se detectó que esas reformas son una necesidad en todo el país.

Te puede interesar | Encuentran más inconsistencias en torno a la muerte de Martha Érika y Moreno Valle

Eso deja claro la necesidad e garantizar el acceso a servicios de salud y que garanticen una interrupción del embarazo legal y segura”, señaló la diputada morenita Rocío Villarauz Martínez durante la presentación de la iniciativa.

Dentro de esta iniciativa, viene la instrucción que cada institución de salud debe garantizar que, de entre sus personal, al menos debe haber una persona dentro de todos los turnos que esté capacitada para practicar el aborto y no sea objetor de conciencia.

Otro de los cambios consiste en que, a quien haga abortar a una niña sin su consentimiento se le aplicará una pena de tres a seis años de prisión y si media violencia física o moral de seis a ocho años de prisión.

Además, aquel personal médico que provoque un aborto sin el consentimiento, además de dichas sanciones se le suspenderá de dos a cinco años en el ejercicio de su profesión.