LA FUNCIÓN DEL PATERNA A PROPÓSITO DEL DIA DEL PADRE

DRA. MARÍA ELENA

El Día del Padre tiene sus orígenes en Estados Unidos, desde1910 a petición de una mujer llamada Sonora Smart Dodd como un homenaje a su padre. En México, el Día del Padre comenzó a celebrarse en la década de 1950 en los centros escolares con el fin de reconocer la trascendencia que tiene el progenitor en la construcción del tejido social.

Pero, ¿Cuál será la función del padre?, ¿En que consiste la importancia de la presencia del padre en la construcción del tejido social y en la crianza de los hijos?, ¿A que dificultades se enfrenta el hombre cuando se convierte en padre?

La figura del padre aparece como secundaria en la crianza del bebé,  lo cual no significa que no sea relevante, pero es ciertamente menos imprescindible que la madre, en los  primeros  meses  de  vida  del menor.

El vínculo entre el padre y el bebe está mediado por la madre: de la actitud, disponibilidad y de la buena relación que exista entre los padres, dependerá el grado de conexión y la calidad del vínculo que pueda llegar a construirse entre padre e hijo.

Por su parte, el padre tendrá que contener al hijo ofrecerle seguridad,  proporcionar los medios necesarios para la separación entre el hijo y su madre, que este deje de significar todo para el niño y de la misma manera, él deje de ser todo para la madre y así le permita crecer.

-Publicidad-

La imagen del padre representa el poder y la ley. El padre impone los límites y las prohibiciones, es el garante de las normas sociales y culturales, es el que le brinda una fuente de identificaciones, tanto para el niño —“yo quiero ser fuerte como mi papá”—-, como para la niña —“yo quiero casarme con mi papá” —-.

La identificación es otra función trascendental del padre. En la medida en que el progenitor está disponible para el niño, este se identifica con él principalmente por sus cualidades positivas y por la vitalidad de su personalidad.

El niño necesita la presencia de un padre fuerte y estricto, lo cual no es excluyente de un padre que también pueda ser flexible y amoroso, pero en primer lugar debe mostrarse estricto y fuerte.

En general, diferentes autores identifican a la madre como la figura cuya función es la de amar y ser mayormente flexible con el hijo y la del padre, como la figura menos flexible, que impone los límites y los hace cumplir.

Sin embargo, la función de ambos padres es la de amar y frustrar a los hijos porque de lo contrario, el hijo puede psicotizarse.

En general la función del padre es la de crear un ambiente estructurado en el que el menor pueda desarrollarse en libertad, rodeado de afecto, con un padre con quien identificarse y que le transmita las motivaciones para alcanzar el ideal que logre trazarse con ayuda del padre.

Por: Psic. Ma. Elena Salazar P.