Avión presidencial podría ser utilizado como una aeronave de carga del Ejército

Suárez comentó que es difícil vender el avión presidencial debido a sus características y porque ha perdido valor comercial

Avión presidencial podría ser utilizado como una aeronave de carga del Ejército
Foto: La Tercera

Durante su campaña electoral, Andrés Manuel López Obrador utilizó el avión presidencial para exhibir y arremeter en contra los derroches y excesos de las administraciones pasadas, por ello, prometió que si ganaba la Presidencia lo vendería.

Sin embargo, han pasado dos años y el mandatario tabasqueño no ha podio deshacerse del avión XC-MEX/TP-01 ”José María Morelos y Pavón”, y mientras busca la manera de venderlo esta aeronave lleva cerca de 28 meses estacionado en el hangar presidencial, mientras genera gastos al erario público para su mantenimiento.

Pese a ello, López Obrador podría encontrar la solución a este problema, ya que el avión presidencial podría convertirse en un avión de carga militar.

Durante una entrevista otorgada a La Crónica, Fernando Gómez Suárez, consultor y analista en temas de Aeropuertos y Aviación, comentó que es difícil venderlo debido a sus características y porque ha perdido valor comercial al ser un avión con un sello particular.

Te puede interesar | Más de 3 mil hogares desplazados por culpa del Tren Maya

En ese sentido, enlistó algunas razones por las cuales Andrés Manuel no ha logrado vender el avión presidencial.

El avión no es rentable para venta, ni para el gobierno ni para algún potencial comprador. El gobierno lo tenía en arrendamiento financiero, es decir, está pagándose mediante un esquema de pagos programados, se compra a plazos, lo que se conoce como factor leasing (a raíz de la tasa de arrendamiento, el precio de lista bruto del avión y el monto del pago inicial o el plazo del contrato), y lo que permite este esquema es que se puede cambiar el modelo del plazo estipulado para continuar con los pagos, lo que hace que la aeronave aún no sea considerada propiedad del gobierno, lo que imposibilita venderlo aunque se ofrezca, ya que para ello o se liquida el crédito o se cancela éste, pero esto último implicaría una penalización”, resaltó.

Asimismo, redundó que por sus condiciones, como pagos pendientes y el arrendamiento que recaerían en el potencial comprador, han sido impedimentos para que el actual Gobierno Federal no pudiera vender esta aeronave.

Sólo un Emir árabe podría adquirirlo, pero al tener un sello distinto al de su interés, mejor optaría por comprar el suyo con las características que quiera”, enfatizó.

Por ello, vió dos alternativas para deshacerse de él:

Tarde o temprano el gobierno federal deberá decidir qué uso le dará, si para el que fue comprado para viajes oficiales o readecuarlo para transporte de carga de uso militar (de apoyo para el Plan DN-III), y aunque es muy lujoso para emplearlo en este servicio, algo se tiene que hacer, como en este momento podría ser utilizado para el traslado de vacunas (contra la COVID-19) desde otros países”, indicó.

Con información de La Crónica

MSA