La lección que le dio el INE al Presidente

A pesar de los ataques el INE cumplió satisfactoriamente con su papel de árbitro durante la jornada electoral del pasado lunes

INE
Especial

A pesar de los reiterados ataques que sufrió por parte del presidente Andrés Manuel López Obrador y el dirigente nacional de Morena, Mario Delgado, el INE cumplió satisfactoriamente con su papel de árbitro durante la jornada electoral del pasado lunes.

Ese buen papel, del que también se benefició Morena al obtener sus triunfos estatales de manera transparente y tranquila, representa una derrota para el presidente López Obrador y para sus leales ciegos, que se la pasaron toda la campaña torpedeando al árbitro de la contienda. 

El INE, encabezado por Lorenzo Córdova, logró capacitar a millón y medio de ciudadanos que fungieron como funcionarios de casilla en los momentos más difíciles de la pandemia de Covid-19. 

Además, logró poner en marcha todo un esquema para que el día de la jornada la ciudadanía acudiera a ejercer su derecho al voto sin correr el riesgo de contagiar o contagiarse de la citada enfermedad.

Te recomendamos: AMLO se equivoca al recibir a Kamala Harris

Todo en paz..

El día de los comicios se instaló el 99.9 por ciento de un total de 162 mil 570 casillas, todo un récord, considerando las condiciones especiales por la pandemia y las amenazas del crimen organizado en algunas regiones del país.

En la elección de diputados federales hubo una participación del 52.67 por ciento de la lista nominal, una cifra que supera por cuatro puntos a la alcanzada en la anterior elección intermedia, del 2015, que fue de 48 por ciento, y por siete a la del 2009, que fue de 45 por ciento.

Salvo algunos hechos violentos muy focalizados, la jornada electoral transcurrió en paz y no se reportaron incidentes graves que pudieran incidir en algún resultado, ni a nivel estatal ni a nivel federal.

Hasta el momento, ninguno de los candidatos a los  21 mil 883 cargos que estuvieron en disputa ha alegado fraude, ni siquiera en las elecciones que están cerradas y que se resolverán en los tribunales, como las gubernaturas de Campeche y Michoacán.

Se hizo bien el trabajo…

El buen papel desempeñado por el INE fue reconocido por los observadores internacionales que estuvieron en México durante los comicios, encabezados por el ex secretario general de la OEA, José Miguel Insulza.

Ayer, el senador chileno dijo: “La evidencia que nosotros tenemos es que la gente votó en paz, votó con calma, votó con tranquilidad y votó lo que quería; tenía todas las opciones disponibles y el INE le proporcionó la forma para que lo hiciera, para que expresara sus opiniones y expresara sus opciones”.

A su vez, Armand Peschard, representante de la misión de especialistas de Norteamérica, afirmó que la gran participación que hubo en la jornada electoral “demostró la confianza del pueblo mexicano en el INE, la integridad del voto y en el sistema de partidos políticos, como lo demostró la pluralidad del resultado”.

El INE también recibió un reconocimiento por parte de la mayoría de los representantes de los partidos políticos ante el Consejo General, durante el último tramo de la sesión que tuvo lugar el día de los comicios.

A Morena, que obtuvo muy buenos resultados en las elecciones estatales, ya se le olvidó que se la pasó todo la etapa de las campañas golpeteando al árbitro electoral.  Ahora ya nadie pide la cabeza de Lorenzo Córdova. A eso se le llama: cachetada con guante blanco.