DUELO O TRANQUILIDAD: CONSECUENCIAS DEL DIVORCIO EN LOS HIJOS

Se enamoraron y decidieron casarse, tener hijos y fueron felices pero sólo por un tiempo. Ahora las cosas han cambiado,el amor se fue, los conflictos se hicieron presentes y junto con ellos, el divorcio.

La pregunta es: ¿de qué manera afecta a los hijos el divorcio de los padres?

Las causas por las que una pareja decide separarse pueden ser muchas y variadas, sin embargo, el grado de afectación que un hijo pueda presentar frente al divorcio de sus padres va a estar en relación directa con los factores que rodean a la separación más que el hecho en sí mismo.

Para un hijo la separación de sus padres siempre va a tener repercusiones, siendo los siguientes aspectos, los que más los pueden afectar:

1.-Lo primero es que después del divorcio, el hijo se tendrá que adaptar a una nueva vida en donde uno de los padres ya no vivirá con él y en algunos de los casos, también tendrá que enfrentar un cambio de casa, de escuela y hasta de amigos; circunstancias que lo puede llevar a experimentar un intenso duelo.

-Publicidad-

2.-Otro aspecto de esencial importancia es que después del divorcio, el menor tenga la fantasía, muchas veces motivado por el padre con el que se queda a vivir; que el niño tendrá que ocupar el espacio y la función del padre ausente.

El niño crece con la idea de tener que cubrir el hueco afectivo que el padre ausente dejó en el otro, creencia que con el paso del tiempo puede llegar a afectar la independencia y autonomía del hijo  que siendo ya un joven, no logre separase del padre para salir de casa a vivir su propia vida y permanezca encadenado al padre con el quien ha vivido.

3.- También es frecuente que ante el divorcio de los padres, el niño desarrolle sentimientos de culpa y abandono.El menor puede tener la creencia de que el divorcio fue por su culpa —-por no estudiar lo suficiente o por portarse mal—, y la fantasías de abandono con la sensación de que el padre que se va no volverá.

4.- También es común que alguno de los padres ambos le hagan comentarios desagradables al menor con respecto al otro progenitor lo que puede llegar a generar en el niño confusión y sentimientos de enojo hacia ambos padres.

El grado de afectación puede disminuir si los padres son capaces de comunicar a sus hijos de una manera clara y sin agresiones entres ellos, la decisión de la separación. y dejar claro que ambos seguirán siendo sus padres y que la convivencia con ellas cambiará pero no quedará interrumpida.

Es importante que los hijos a pesar de la separación de sus padres; puedan sentirse amados, y que tengan la seguridad que cada uno ocupa un lugar importante en la vida de cada uno de sus padres.

Es frecuente que las parejas acudan a una terapia que los ayude a lograr una separación que resulte menos dolorosa tanto para ellos como para sus hijos y en donde puedan hacer los acuerdos necesarios para que los hijos se desarrollen bien.

Existe la creencia de que la separación de los padres siempre va a afectar a los hijos de manera negativa, sin embargo, cuando la relación de pareja se caracteriza por el conflicto, la violencia,  la presencia de discusiones frecuentes, en donde prevalece el enojo y el rencor, el divorcio de los padres para los hijos puede representar  la liberación de una vida tormentosa que