PEÑA Y TRUMP; AGUA Y ACEITE

0
189

A propósito del día del periodista, el precandidato de la alianza PAN, PRD y MC dijo –en tono de “perdonavidas”–, que de ser presidente, “me comprometo a respetar la libertad de expresión”. 

Está claro, Ricardo Anaya no entiende que un mandato constitucional no es un actos de fe y menos voluntarismo de contentillo. Y es que respetar la libre expresión es un mandato de La Carta Magna, y punto. 

Y viene a  cuento porque en el dizque paraíso de libertades como la de expresión, otro mentiroso contumaz –igual Anaya–, armó la gorda al tratar de censurar la aparición del libro “Fuego y Furia: Dentro de la Casa Blanca de Trump”. 

¿Por qué el presidente de Estados Unidos hace todo por censurar un libro que lo ridiculiza? 

Se puede decir que o no es demócráta o que es un imbécil. Lo que se exhibe, sin embargo, es la cultura autoritaria de un gobierno y un presidente populistas –como Trump–, emparentado con los populismos que proponen Ricardo Anaya y AMLO en México. 

Lo curioso es que el autoritarismo de Trump y las tonterías “perdona vidas” de Anaya, permiten valorar la libertad de expresión de la que gozamos en México. ¿Lo dudan? 

¿Se imaginan la escandalera de los enemigos de Peña si el presidente hubiese intentado censurar libros que lo calumnian y difaman? ¿Se imaginan la escandalera de The New York Times, ante esa posibilidad? 

En México se han publicado verdaderos bulos contra el presidente, y Peña Nieto ni siquiera los peló. Ya no digamos el gran público. Van los datos. 

1.- “2018 La Salida, Decadencia y renacimiento de México”. Texto de López Obrador que acusa a Peña de todos los males de México. 

2.- “La casa blanca de Peña Nieto: La historia que cimbró un gobierno”. Rabioso texto de Carmen Aristegui, plagado de mentiras, sobre la casa que compró la esposa del presidente, Angélica Rivera. 

3.- “El amasiato, pacto secreto Peña-Calderón y otras traiciones panistas”. Texto del periodista Álvaro Delgado, en él afirma, sin pruebas, que en 2006 el entonces gobernador del Edomex, Enrique Peña Nieto, ofreció a Calderón los votos para ganar la presidencia. 

4.- “La verdadera noche de Iguala: la historia que el gobierno trató de ocultar”. Grosero bulo de Anabel Hernández quien se consagra como autora de política ficción. 

5.- “Las mujeres de Peña Nieto”. Chabacana invasión de la vida privada, al estilo del periodista de espectáculos, Alberto Tavira. 

La conclusión es demoledora. En México, más que en Estados Unidos y que en “democracias bananeras”, existe una absoluta libertad de expresión. Y el ejemplo lo ponen en la casa presidencial. 

¿Garantizarán Anaya y AMLO esa cultura democrática? 

Al tiempo.