Una vez más, pretenden tirar a Mancera

La Otra Opinión |
13-06-2017 01:34 PM

La tarde de ayer, el juez octavo de distrito en materia administrativa, Fernando Silva García, suspendió de manera definitiva la construcción de la Línea 7 del Metrobús sobre Paseo de la Reforma.

Sin embargo, este martes, el jefe de Gobierno de la Ciudad de México, Miguel Ángel Mancera, aseguró que sí habrá Metrobús en la polémica avenida.

Por su parte, el consejero jurídico del gobierno capitalino, Manuel Granados Covarrubias, aseguró que para acatar el cese de la obra, es necesario concluir con los trabajos de repavimentación, los cuales arrancaron en enero y terminarán en octubre.

El motivo se debe a que en el segundo punto de la resolución se pide la implementación de todas las medidas para que no se afecte la vialidad en las zonas donde ya se haya iniciado la construcción.

Resulta curioso que a seis meses de que se iniciaron las obras, apenas salgan a reclamar el proyecto con el argumento de que Paseo de la Reforma y el Bosque de Chapultepec son patrimonio histórico, e incluso cuando la construcción ha contado con la supervisión y el respaldo del INAH para el cambio de pavimento.

Al respecto, vale la pena leer a Carlos Marín en su artículo de este martes, Un fallo con jiribilla política, donde cuestiona los motivos del juez para frenar la obra: toda la Avenida Paseo de la Reforma constituye un monumento histórico protegido.

“Sí, Chucha: entonces ¿el camellón que dejó el gobierno de AMLO, las luminarias, los semáforos y el pavimento no debieran existir, y habría que impedir la circulación hasta de bicicletas...?”.

No obstante, esta no es la primera vez que con argumentos maniqueos pretenden frenar no solo los proyectos del jefe de Gobierno, sino su misma candidatura presidencial.

Por ejemplo, el mismo juez de distrito, Silva García, declaró inconstitucionales las fotomultas hace tres meses con el argumento de que las infracciones violan el derecho de audiencia consagrado en el Artículo 14 Constitucional; y en marzo de este año, los diputados de la ALDF de Morena pretendieron someter a un referéndum la Constitución de la Ciudad de México señalando inconsistencias.

Pero eso no es todo, el año pasado al jefe de Gobierno le tiraron proyectos como el Túnel de Mixcoac y el Corredor Cultural Chapultepec y la Ciudad del Futuro en Coyoacán. Además buscaron hacer lo mismo con el reglamento de Tránsito de la Ciudad de México, el tren México-Toluca y el nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México.

A todo esto valdría la pena preguntarnos: ¿de quién es la mano que mece la cuna?

 

Tags: