Duarte, entre las jaurías y las instituciones

La Otra Opinión |
20-04-2017 12:44 PM

El ex gobernador de Veracruz, Javier Duarte de Ochoa, debe ser sancionado con todo rigor por los delitos que cometió y que han provocado una gran indignación en la sociedad mexicana.

Debe ser castigado, sí, pero no linchado en una plaza pública, como muchos mexicanos y extranjeros quisieran.

El impresentable Arne Aus den Ruthen Hag celebró en su cuenta de Twitter el hecho de que durante la audiencia de ayer, alguien le haya propinado un zape a Duarte.

Como él, centenares de usuarios de las redes sociales han festejado también ese acto humillante hacia una persona que, si bien cometió delitos graves, conserva sus derechos humanos.

Centenares de ciudadanos mexicanos y extranjeros también celebran la imagen publicada por un diario de circulación nacional en el que se aprecia a Duarte tirado, de espaldas, en una camioneta de la policía de ese país, en un espacio en el que solo cabe una persona y al cual el ex mandatario fue literalmene arrojado por los policías.

De entre la multitud que rodeaba a Duarte durante su traslado de la cárcel a los tribunales surgieron gritos como de ¡Quiébrenlo! ¡Ya mátenlo! ¡Culero! de ciudadanos guatemaltecos y mexicanos.

Insistimos: Javier Duarte es un delincuente indefendible, un personaje nefasto. Pero debe ser sometido a juicio, como ocurrirá, y debe ser castigado mediante los mecanismos institucionales con los que cuenta el Estado mexicano.

Con la fundación del Estado moderno y con la instauración de regímenes democráticos se crearon instituciones para dar cauce legal a la sanción de las conductas irregulares y delictivas y no de dejar a los delincuentes en manos de las turbas deseosas de aplicar una justicia popular.

Lo opuesto al Estado moderno es la barbarie. Y las conductas mostradas por quienes han intentado linchar físicamente y en las redes sociales a Duarte se acercan más a lo segundo.

Por cierto, ¿La embajada de México en Guatemala no tiene nada qué decir de la forma en que fue tratado ayer el ex gobernador por la policía del país centroamericano?

Es un delincuente, sí, pero también es un ciudadano mexicano que tiene derecho a la asistencia consular.

 

 

Tags:

Expediente Político

Ricardo Alemán

Se vende Tucán

25-07-2017 06:00 AM
José Contreras