Dos hermanos piensan mejor que uno

La Otra Opinión |
30-12-2016 03:27 PM

En 2015 se estrenó la película traducida al español como Dulces Sueños, Mamá. El filme es de origen australiano, fue dirigido por Veronika Franz y Severin Fiala y relata la perturbadora relación de una madre divorciada con sus dos hijos, los cuales son gemelos y están seguros de que ella es una mujer diferente a la que conocían antes de que se sometiera a una cirugía plástica.

Es así como Elias y Lukas, para comprobar que no es una usurpadora, someten a varias pruebas a su progenitora, quien durante toda la cinta se enfrenta al proceso de recuperación por la operación de rostro y por ello siempre luce con la cara cubierta de vendas.

En los recuerdos de los hermanos, la madre se muestra como una persona cariñosa que los procuraba y consentía, pero en el tiempo presente, la señora parece no querer a los menores, y por este motivo ellos deciden tomar precauciones un tanto extremas.

Resulta curioso como tanto en la vida real como en la ficción hay hermanos que se coluden para hacer de las suyas.

Por ejemplo, apenas hace unos días se dio a conocer el caso de las hermanas Matharoo, las cuales aspiraban a ser tan famosas como las Kardashian y por ello subían a sus redes sociales fotografías en las que demostraban la excentricidad y el lujo que las rodeaba.

Sin embargo, lo que las hermanas de origen canadiense no decían en sus cuentas era el origen de los recursos que les permitía llevar una vida tan holgada, y es que se dedicaban extorsionar a hombres casados millonarios a los que grababan teniendo relaciones sexuales con ellas.

Con dicho material, las hermanas pedían a los infieles grandes cantidades de dinero a cambio de su silencio.

En la película, Dulces Sueños, Mamá, los hermanos llegan al grado de torturar a su madre con tal de ponerla en evidencia.

En el caso de la vida real, las Matharoo ya fueron aprehendidas, pues un valiente se atrevió, precisamente, a evidenciarlas y ahora ya suman más de 274 denuncias en su contra...

Lo curioso de la situación es que las hermanas lograron su cometido, pues ahora ya son mundialmente famosas, aunque por las razones equivocadas, ¿o no?

 

Tags: