Delfina Gómez, a la sombra del tenebroso GAP

La Otra Opinión |
19-04-2017 05:36 PM

Cuando Higinio Martínez, presidente municipal de Texcoco vio que a su poderoso y lucrativo Grupo de Acción Política (GAP) le hacían falta nuevos rostros que fueran rentables política y económicamente, empezó a reclutar adeptos.

Fue así como dio con Delfina Gómez Alvarez, una modesta maestra que nada sabía --ni sabe aún-- ni de política ni de administración pública.

Higinio, eterno cacique regional, convirtió a Delfina en presidenta municipal de Texcoco, a quien postuló por el Partido Movimiento Ciudadano en las elecciones del 2013.

Y una vez que Delfina llegó al cargo, cumplió al pie de la letra todas las instrucciones de Higinio, al grado de que metió en la nómina a varios miembros de su familia. Delfina era, pues, la Juanita de Higinio.

Son muchas las voces que exigen que sea auditada la administración de Delfina en Texcoco, pues hay muchas evidencias de los malos manejos y del desvío de recursos hacia amigos y parientes de su padrino Higinio.

Delfina le resultó tan rentable a Higinio, que decidió promoverla como candidata al gobierno del estado de México por Morena, la franquicia de Andrés Manuel López Obrador a la que ahora está adherido Higinio.

Analistas ven con preocupación que a través de Delfina, el GAP, vinculado lo mismo a grupos clientelares que a delincuentes, esté en posibilidades de llegar al gobierno del estado de México.

El GAP surgió en primera instancia como un grupo de poder dentro del PRD, partido por el que Higinio Martínez fue diputado federal, senador y presidente municipal de Texcoco.

En años recientes Higinio y su GAP dejaron al PRD pero no sus parcelas de poder, mismas que ahora pusieron a disposición del mesías tabasqueño.

 

 

Tags:

Itinerario Político

Ricardo Alemán

¡EL CANDIDATO DESEO!

27-06-2017 06:00 AM
Ricardo Alemán