Ciberataque ruso en elecciones de EU, más grave de lo que se pensaba

La Otra Opinión |
13-06-2017 02:41 PM

El ciberataque de Rusia al sistema electoral de Estados Unidos antes de la elección de Donald Trump se propagó por casi el doble de estados de los que se informó públicamente, según Bloomberg.

En Illinois, se han encontrado evidencias de que los atacantes intentaron borrar o modificar los datos de los votantes al haber accedido al software utilizado en las votaciones. En al menos un estado, accedieron a la base de datos de las finanzas de la campaña. Los hackers desplegaron sus acciones sobre 39 estados, dicen.

Estos intentos fallidos de alterar bases de datos no se conocían, y el ataque ya no sólo parece una acción de espionaje, sino una posible prueba para realizar ataques más significativos en el futuro, según fuentes relacionadas con las agencias de inteligencia norteamericanas.

La sofisticación de las incursiones preocupó a la Administración Obama, que tomó, según las fuentes cercanas al caso, una "acción sin precedente" al comunicarse directamente con el Kremlin a través de un "teléfono rojo" moderno (canal de comunicación cifrado) para ofrecer los documentos que acreditaban dichas acciones, advirtiendo de que podrían generar un conflicto entre ambas potencias a mayor escala.

Esto pudiera ser solamente el principio y, Estados Unidos espera ataques a mayor escala que puedan alterar el justo desarrollo del ejercicio democrático. Un exoficial dijo a Bloomberg que Rusia tiene tres años para construir una nueva batería de ataques a partir de lo aprendido en esta elecciones.

 

Tags: