Alemán y Páramo insultan al público... Pagan el costo Televisa, Imagen TV y Milenio

Federico Arreola |
01-01-2017 01:41 PM

A favor y en contra de las gasolinas

¿Se puede estar a la favor de la reforma energética? Sí, desde luego. Inclusive se puede apoyar el gasolinazo. Argumentos hay, y no son pocos –tampoco son malos, si se plantean correctamente– para defender la liberación del precio de las gasolinas.

Pero también se puede estar en contra de la reforma energética. Y, por supuesto, hay todavía más argumentos para cuestionar el alza a los precios de las gasolinas.

A favor y en contra de las redes sociales

Se puede estar a favor del debate en Twitter, Facebook, WhatsApp, etcétera. También se puede estar en contra de la forma y hasta del fondo en el que se exponen los distintos puntos de vista en las redes sociales de internet. Pero...

“Las legiones de idiotas”

Sin insultos, por favor.

El italiano Umberto Eco fue, sin duda, un hombre brillante. Pero su lugar en la historia está muy lejos del de los grandes genios de la humanidad.

Si los más grandes pensadores se equivocaban, Eco con mayor razón. Así, se equivocó el italiano en 2015 cuando dijo que “las redes sociales le dan el derecho de hablar a legiones de idiotas que primero hablaban sólo en el bar después de un vaso de vino, sin dañar a la comunidad. Eran silenciados rápidamente pero ahora tienen el mismo derecho a hablar que un premio Nobel. Es la invasión de los necios”.

Eco se equivocó al insultar, no al pedir lo que hoy busca Facebook: formulas para evitar las notas falsas

Umberto Eco, después de caer en una falta ética al ofender a los usuarios de las redes sociales, lo que pidió con bastante sensatez fue “crear un filtro de información” con un equipo de especialistas porque “nadie es capaz de entender hoy en día si un sitio es de confianza o no”.

Es algo que ya se está trabajando en Facebook. No es un reto sencillo: se debe partir de la premisa de permitir en el debate de ideas la participación libre de todos, sean sabios o no, lo hagan con las mejores o las peores intenciones, los motive el fanatismo o las simples ganas de conocer la realidad.

Alejandro Junco tomó la idea de Eco sin insultar

En su discurso de fin de año frente a los colaboradores y amigos del Grupo Reforma, Alejandro Junco de la Vega se lanzó contra Facebook.

No fue original el propietario de los periódicos El Norte, de Monterrey; Reforma, de la Ciudad de México, y Mural, de Guadalajara: simplemente repitió –con más rollo, que pudo haber evitado– los argumentos de Umberto Eco.

Le faltó originalidad al señor Junco, pero no insultó a nadie –en estos tiempos, se trata de una enorme ganancia–, lo que permite calificar como positiva, por lo que aporta al debate, la alocución del propietario de los diarios más influyentes de México.

Mal debut de Imagen TV y Ciro Gómez Leyva por culpa de los imbéciles de David Páramo

En una de las primeras ediciones del noticiero estelar de la nueva cadena de TV Abierta, Imagen TV –propiedad del esforzado empresario Olegario Vázquez Aldir–, el periodista David Páramo, experto en negocios que cada noche dialoga con el titular del noticiero, Ciro Gómez Leyva, hizo suyos no los argumentos de Umberto Eco, sino los insultos que le quitaron calidad ética al italiano.

En su momento SDP Noticias dio a conocer las ofensas del colaborador de Imagen TV: “Para el periodista David Páramo la comunicación del gobierno de Enrique Peña Nieto ha incurrido en los errores de no saber comunicar el éxito de las reformas estructurales y permitir que una ‘legión de imbéciles’, como llamó a usuarios de redes sociales, tome el control”.

El precio de la gasolina baja, según Páramo

Cito de nuevo a SDP Noticias: “Durante su intervención en la segunda noche de Imagen Noticias, espacio informativo encabezado por Ciro Gímez Leyva, el también periodista de TV Azteca indicó que el precio de la gasolina es menor al del año pasado, que el costo de la energía eléctrica es menor para la inmensa mayoría y que los precios de la telefonía móvil se han desplomado. ‘Hoy, sin lugar a dudas, producto de las reformas estructurales los mexicanos están viviendo mejor’, aseguró”.

Las redes sociales tienen la culpa de que no se perciba la mejoría económica

“... ‘Desgraciadamente sí (las redes sociales son más fuertes que el dato económico (…) El gobierno ha dejado que esa legión de imbéciles, de la que hablaba Umberto Eco, tome el control’, dijo David Páramo a Ciro Gómez Leyva”.

La gente, por tonta, no compra casa y coche nuevos

“Además, (Páramo) retó a los televidentes a revisar sus bolsillos. ‘¿Has comprado carro? ¿Has comprado casa? ¿Te está alcanzando para más? Si no es así no tiene que ver con la economía. Tiene que ver con algo que estás haciendo mal tú, en tu casa’, sentenció”.

Los idiotas de Ricardo Alemán

Hoy, primero de enero, el periodista Ricardo Alemán –que colabora en Milenio, en Foro TV, de Televisa, y en otros medios– insistió en insultar a los usuarios de las redes sociales.

Dijo Alemán en su columna de Milenio

1.- “Gasolina, ¡detonante para engañar idiotas!”

2.- “Hoy, la misma legíon de idiotas que por 25 años intentó llevar a México por el camino de Cuba y Venezuela —y que sin pudor miente desde La Jornada, Proceso y otros medios— usa la gasolina como detonante para engañar incautos, ingenuos, ignorantes y tontos”.

3.- “Y es que si bien el incremento en el precio de la gasolina significa un primer golpe a la economía de todos —por los efectos inflacionarios del fin del subsidio y la liberalización del precio—, también es cierto que luego del primer golpe —y una vez que el mercado estabilice precios, según oferta y demanda—, los beneficios serán claros, sobre todo para los que menos tienen”.

Defender el gasolinazo, pasa, aunque sea demasiado pasar; insultar a los lectores, no

En su columna, Ricardo Alemán presenta argumentos más o menos interesantes para defender la liberación de los precios de las gasolinas.

Podrían los de ese escritor ser hasta argumentos inteligentes, que aportarían bastante al debate si no estuvieran redactados con tantas ofensas:

1.- “Lo ridículo es que cuando un gobierno muestra agallas de promover un cambio de esa trascedencia, políticos y partidos opositores confirmen su enanismo”.

2.- “Y peor aquellos que con miserables fines electoreros engañan con el cuento del gasolinazo”.

3.- “La legión de idiotas puede engañar a muchos por 25 años, pero no engañará a todos para siempre”.

Ciro llegó a Imagen TV por su seriedad y su incapacidad para insultar a nadie

Ejecutivos y competentes, cuando Olegario Vázquez Aldir y Ernesto Rivera diseñaron su canal de televisión buscaron los mejores perfiles periodísticos para el noticiero estelar.

Eligieron bien: Ciro Gómez Leyva, líder en radio, excelente columnista y con experiencia en TV.

Ciro hace espléndidamente su trabajo no solo por su técnica para buscar noticias o por su estilo al comunicarlas, sino sobre todo por su seriedad y su ética.

A Ciro, como a todos. se le cuestiona bastante. Se atreve a dar su opinión, equivocada o no, en temas polémicos y se arriesga al juicio de la gente, que siempre es durísimo.

Pero el señor Gómez Leyva jamás insulta a nadie, menos a las personas que lo siguen en los medios de comunicación en los que participa.

¿Por qué Ciro se desprestigia con Páramo? ¿Por qué Imagen TV pierde, pues eso, imagen, con un periodista que insulta al público?

No estoy pidiendo que despidan a David Páramo. Ni siquiera sugiero que lo moderen. Debe respetarse su libertad, inclusive la de insultar a la gente.

Pero Ciro Gómez Leyva y la empresa de Olegario Vázquez Aldir no pueden esperar que se les aplauda por tener a un tipo como el señor Páramo.

Si no logran la credibilidad que buscan, ya conocen en Imagen TV la razón

Ciro e Imagen TV pueden hacer lo que quieran. La libertad periodística y la libertad empresarial son sagradas. 

Ahora bien, no deberán quejarse si no consiguen lo que buscan, algo fundamental en el periodismo de nuestros días, sobre todo en la TV: credibilidad.

La credibilidad no solo se pierde diciendo falsedades o dando opiniones muy cuestionables frente a las cámaras –como las de Páramo: (i) la gasolina es más barata, (ii) la gente no compra coche y casa porque no quiere–, sino también, y sobre todo, insultando a los televidentes que para involucrase en el debate de los grandes temas nacionales usan Twitter, WhatsApp y Facebook.

Denise, una mujer de gran credibilidad, pero... ¿en otro canal de Televisa el señor Alemán?

La más grande, importante e influyente empresa de medios de México, Televisa, decidió recuperar la credibilidad perdida cambiando toda su estructura de noticieros.

La televisora de Emilio Azcárraga, que dirigen Bernardo Gómez, Alfonso de Angoitia y José Bastón, le dijo adiós a su periodista más conocido –al mismo tiempo el menos creíble–, Joaquín López-Dóriga, para darle el informativo estelar a una periodista profesional no solo muy competente, sino con su credibilidad en niveles elevadísimos, Denise Maerker.

La periodista se ha atrevido a hacer un noticiero distinto, que al público le ha costado trabajo digerir, pero en general su trabajo ha sido muy digno.

Ella no cometió el error de tener entre sus colaboradores a alguien como Ricardo Alemán, pero...

Alemán en otro canal de Televisa

Por lo menos hasta el pasado 17 de diciembre, tenía un programa en Foro TV el columnista de Milenio que insulta a los lectores llamándolos idiotas por cuestionar al gobierno en las redes sociales.

¿Ofende el señor Alemán a los televidentes que usan Twitter y Facebook en su espacio en ese canal de Televisa? Seguramente, sí. Porque perro que come huevo, aunque le quemes el hocico.

Conste, no llamo perro a don Ricardo Alemán, un hombre al que respeto. Solo cito una expresión popular que equivale a otra también muy conocida: genio y figura, hasta la sepultura.

Desde luego, no estoy pidiendo a Televisa que despida al señor Alemán. La libertad de este periodista, incluso la de insultar al público, debe respetarse.

Pero en la gran televisora no deberán quejarse si, por ver a Alemán en la misma empresa, la gente no termina de aceptar el trabajo serio y desapasionado de Denise Maerker y hasta de Carlos Loret de Mola, que ha mejorado bastante.

Milenio y cómo arruina su credibilidad con gente como Alemán

El Grupo Milenio ha perdido bastante credibilidad, todo el mundo lo sabe. Tiene todavía buenos periodistas, como Carlos Puig, que realizan un trabajo objetivo.

Pero el esfuerzo de los buenos periodistas –sobre el tema del gasolinazo hay en Milenio un excelente artículo de Álvaro Cueva– lo echan a perder los insultos contra los lectores a los que recurre con demasiada frecuencia Ricardo Alemán.

No le pido a Francisco González, dueño de la empresa, que eche al señor Alemán. Solo le recuerdo que no debe molestarse si la gente sigue sin creer en su periódico y en su canal de televisión.

¿Qué opino del gasolinazo?

Que ha sido un grave error del gobierno, que pudo haberse evitado, y que hay otras formas de sanear las finanzas públicas.

¿Qué opino de la gente que protesta?

Que hace muy muy bien en expresar su descontento en las redes sociales y aun en las calles.

La libertad de no estar de acuerdo es fundamental en una democracia, y en este caso estamos hablando de la libertad de millones a los que indigna el gasolinazo.

¿Qué opino de las reformas de EPN?

Lo que he pensado desde el inicio del sexenio: que era necesario hacerlas, que por desgracia han enfrentado grandes resistencias de grupos de interés que han resultado afectados por las mismas y que, ni hablar, por tales resistencias y por otras razones no se han implementado de la mejor manera posible.

¿Defender las reformas con insultos a la gente que las rechaza?

Si no ha sido buena la comunicación que el gobierno ha hecho de las reformas, la situación la empeoran amigos del gobierno y de las secretarías de Hacienda y Gobernación, como los periodistas como David Páramo y Ricardo Alemán, que defienden a la administración pública federal llamando imbéciles o idiotas a las personas que no están de acuerdo con lo que han hecho el presidente EPN y su equipo.

Basta de insultos.

 

 

Tags: